NOCTURNA 2017: JUEVES

Moviéndose en coordenadas muy similares, Tragedy Girls ofrece todo lo que brillaba por su ausencia en Feliz Día de tu Muerte, a saber, mala baba, parodia respetuosa bien entendida y abundantes dosis de gore; elemento capital dentro de cualquier slasher que se precie de serlo. La superioridad manifiesta de estas asesinas de twitter no anula las virtudes de la propuesta comercial de Blumhouse, pero en términos generales es un film mucho más completo y a la postre satisfactorio.

Con un acertado retrato de la asesina millenial, Tragedy Girls oscila entre situaciones cómicas acertadas, con mención especial a los personajes de Craig Robinson y Josh Hutcherson, y agradecidos arrebatos sangrientos concentrados en muertes creativas, destacando esa trepanación gimnástica. Las virtudes son las suficientes para perdonar la ligera pérdida de rumbo durante el tercer acto, aquel en el que la película olvida sus (loables) intenciones. Afortunadamente, la sororidad homicida culmina la función.

Es muy difícil afrontar una jornada de Nocturna y no ver, al menos, un bodrio, pero The Night Watchmen funciona como adecuación perfecta a las coordenadas de película festivalera, mediante sangre, tonterías y una agradable sensación de ligereza. Una comedia de terror (de nuevo) a medio camino entre The Office y la inferior Bloodsucking Bastards, que resulta disfrutable en sala y olvidable en el hogar. ¿Sabéis que los vampiros ventosean al ser pasados a estaca? Con esto, os digo todo.

Deja un comentario

POR FAVOR CONTESTA A LA OPERACIÓN CORRECTAMENTE *