NOCTURNA 2019: VIERNES

Es curioso que el nivel de todos los cortometrajes que componen A Night Of Horror: Nightmare Radio haya sido (muy) superior a la selección oficial del festival. Una paradoja que ha convertido esta antología de aire creepy y formas indie en toda una agradecida sorpresa, gracias a obras como la de Sergio Morcillo o Pablo Pastor, que, además, repetían en el festival. Ningún corto baja demasiado el nivel, lo que en films de estas características es poco menos que un milagro.

La basura y la inmundicia llegaron de la mano de la injusta ganadora Little Monsters. Estoy harto de comedias destroyer que luego venden un mensaje pro-familia y paternalista. Estoy hasta las gónadas de los muertos vivientes de los cojones y quiero dejar claro que el ejercito es el elemento más aburrido de la historia del cine de terror. Se salva Lupita, el resto es toda una defecación fílmica, cómoda, vaga y tremendamente hipócrita. Además, salen niños, muchos niños…que asco.

The Furies se apoyo en sus contundentes efectos especiales de toda la vida, para esconder otro slasher del montón, cuya única variación (el componente tecnológico), resulta terminar siendo lo peor de la función. Simplemente correcta, pero falto diversión para ser sesión golfa.

Deja un comentario

POR FAVOR CONTESTA A LA OPERACIÓN CORRECTAMENTE *